VIDEOS: París registra un atasco récord de 700 km por los ciudadanos que huyen de la ciudad antes de la entrada en vigor del confinamiento

Las calles de la capital francesa se vieron abarrotadas de vehículos a pocas horas del inicio de las nuevas restricciones impuestas por el Gobierno para frenar el aumento de casos de covid-19.

-Publicidad-

La congestión vehicular en la capital francesa batió un récord la noche de este jueves mientras los residentes intentaban abandonar la ciudad horas antes de que inicie el segundo confinamiento decretado por las autoridades dado el aumento de infecciones por coronavirus.

Los atascos en las salidas de Paris se extendieron por unos 700 km de carretera y con vehículos que avanzaban muy lentamente, recogen medios locales. Muchos parisinos aparentemente optaron por pasar el inminente encierro en casas de campo.

Las sorprendentes imágenes del "éxodo", como lo llamaron algunos usuarios en redes sociales, dejan en evidencia el caos. "El tráfico de París es mítico, pero nunca había visto algo así", escribió un internauta de Twitter.

Incredible traffic jam in Paris as people try to leave the city before 9 pm curfew and before confinement begins at midnight. Traffic is barely moving in every direction as far as the eye can see. Lots of honking and frustrated drivers. pic.twitter.com/6Zn2HCxuPl

— Michael E. Webber (@MichaelEWebber) October 29, 2020

Las vistas aéreas muestran las calles repletas de vehículos, mientras que algunos testigos se quejaban de los conductores impacientes que hacían sonar las bocinas.

Boulogne 20h40. En #SMUR sirènes et gyrophares.Y’a t’il une connerie qu’il n’ont pas faite?? On peu pas accuser le gouvernement. #deuxiemevague#confinementSaison2 750km de bouchon à 18:00, 350km à 20:40.Mais quels cons… y’a pas d’autres qualificatifs possibles 🤬 pic.twitter.com/UP6FPKPwEv

— Nicolas Perolat ✏ (@N_Perolat) October 29, 2020

Fin du monde. #Covid19pic.twitter.com/meNOJsj809

— GRZ (@GuillaumeRozier) October 29, 2020

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, anunció esta semana que a partir del viernes entra en vigor un nuevo confinamiento en todo el territorio nacional. Las nuevas restricciones permanecerán vigentes hasta el 1 de diciembre.

El anuncio del mandatario francés se produce en medio de un drástico repunte de contagios en el país. Según advirtió Macron, la segunda ola de coronavirus será peor que la primera.

Desde hoy los ciudadanos están obligados a portar de nuevo un certificado de desplazamiento oficial para probar que salen de casa por una necesidad. Las únicas salidas autorizadas serán por trabajo, emergencias médicas, compra de alimentos o para tomar el aire. Asimismo, el desplazamiento entre regiones queda prohibido, con la excepción de este fin de semana, con motivo del Día de Todos los Santos.

La medida implica que los negocios no esenciales, los bares y los restaurantes no podrán abrir, al tiempo que se prohíben las reuniones privadas. Paralelamente, las guarderías, escuelas, colegios y liceos permanecerán abiertos.

Ver Original en RT En Español

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.