fbpx

-Publicidad-

-Publicidad-

Lugares en los que están las tumbas de los próceres de Honduras

Son cinco los próceres que se ganaron ese título por su aporte en la independencia, pero solo los restos de dos descansan en tierras hondureñas.

Los cuerpos de José Trinidad Reyes y José Trinidad Cabañas fueron los únicos sepultados en Honduras, ya que los demás están en naciones vecinas que también lograron la emancipación de España el 15 de septiembre de 1821.

De acuerdo con el historiador e investigador Ismael Zepeda, los restos de Dionisio de Herrera y José Cecilio del Valle fueron enterrados en El Salvador y Guatemala, respectivamente, «por las circunstancias, por encontrarse allí o porque tal vez la familia tuvo algún temor de represalias políticas».

De los cinco próceres, Francisco Morazán fue el único que pidió ser enterrado en San Salvador, El Salvador a donde se trasladó su esposa María Josefa Lastiri después de que el prócer fue fusilado un 15 de septiembre de 1842 en Costa Rica.

Algunas tumbas -de los que también llamamos héroes patrios- están bien conservadas, mientras que otras ya no pueden ni siquiera ubicarse.

El periodista Faustino Ordóñez viajó a tres países centroamericanos para poder ubicar los sitios que albergan los cuerpos de nuestros próceres, pero la mayoría no le hacen justicia a quienes estuvieron dispuestos a dar su vida por amor a la patria.

-Publicidad-

Francisco Morazán

Francisco Morazán fue el único prócer que dejó definido en su testamento el lugar en el que serían enviadas sus cenizas al morir.

De acuerdo con Cruz Lozano, amigo y abogado de Morazán, esta parte no está en el documento que el prócer le entregó previo a su muerte en un folder cerrado, pero de camino al patíbulo le explicó que quería ser sepultado en la patria que tanto lo apoyó: El Salvador.

“Como apoderado de la señora albacea, publico este testamento íntegramente y no solo las cláusulas que el testador ordenó que se imprimieran; con advertencia que en los momentos de salir al patíbulo, el general Morazán encargó a su hijo Francisco y al Sr. Mariano Montealegre que avisara a su albacea trasladase sus cenizas a esta ciudad, por ser el pueblo que más bien le había correspondido, y cuya cláusula no había consignado en su testamento porque lo dictó en medio del tumulto. San Salvador, 31 de julio de 1843”, menciona parte del documento que publicó Lozano un año después de la muerte del prócer.

De acuerdo con Zepeda, se trató de la última voluntad de Morazán, quien se llevó su amor por Centroamérica a la tumba. Incluso, lo dejó escrito en su testamento en el séptimo párrafo. «Declaro que mi amor por Centroamérica muere conmigo», dictó a su hijo Francisco, quien tenía apenas 14 años cuando vio a su padre ser fusilado.

En la tumba de Morazán, ubicada en el Cementerio Los Ilustres de El Salvador, hay una placa que dice «lego mis restos al pueblo salvadoreño en prueba de mi predilección y reconocimiento por su valor y sacrificio en defensa de la libertad y de la unión nacional».

El siguiente mapa interactivo ubica el lugar exacto en el que están las cenizas del paladín centroamericano, el prócer que quiso mantener a Centroamérica unida.

 

Dionisio de Herrera

La tumba de Dionisio de Herrera, el primer jefe de Estado de Honduras, desapareció como por arte de magia. Solo se sabe que está en una iglesia de San Salvador, El Salvador.

Este rotativo visitó en 2015 la iglesia El Rosario en la capital salvadoreña, pero solo halló la del presbítero José Matías Delgado, la de Josefa Aguilar Peralta y Ángela Figueroa Lozano, pero ningún rastro del mausoleo de uno de los cinco próceres: Herrera.

Fuentes consultadas por este rotativo dieron varias versiones sobre lo ocurrido con la tumba, pero la más creíble fue la del historiador Pedro Escalante Arce, quien dijo que cuando los curas destruyeron la iglesia de madera y construyeron la nueva «perdieron casi todo».

Para ese entonces ordenó una investigación sobre el lugar en el que fue sepultado Herrera, pero se desconocen detalles.

El siguiente mapa ubica la iglesia en la que están los restos del prócer, pese a que no están identificados con una placa o mausoleo.

José Cecilio del Valle

El sabio Valle, como era conocido el redactor del Acta de Independencia, fue enterrado en la Catedral de Antigua Guatemala, Guatemala, después de fallecer en Ciudad de Guatemala.

José Cecilio del Valle, quien fue figura clave en la independencia de Centroamérica, murió el 2 de marzo de 1834, desde entonces sus restos están en el cementerio general de la ciudad colonial.

«Es un mausuleo familiar… era un (cementerio) general, de ricos y pobres, pero los que tienen mausuleos que han permanecido hasta el día de hoy desde el siglo XIX han sido las familias que han logrado tener (dinero)», explicó Zepeda.

En una visita realizada en 2015 se constató que está deteriorada y que le falta una de sus placas, pero Zepeda afirmó que autorizarán una reparación que realizarán con personas de la academia de historia y de la Universidad de San Carlos, en Guatemala.

José Trinidad Cabañas

Los restos de los próceres José Trinidad Cabañas y José Trinidad Reyes son los únicos sepultados en el país que los vio nacer.

Cabañas, quien falleció en Comayagua el 8 de enero de 1871, descansa en la iglesia San Sebastián de Comayagua, la ciudad colonial más restaurada de toda Honduras.

La tumba de Cabañas, prócer elegido presidente de Honduras en el periodo de 1852 a 1855, está dentro de la parroquia, con una placa a la altura del suelo colocada en homenaje al primer centenario de su muerte.

«El Partido Liberal, al soldado ilustre de la patria centroamericana, José Trinidad Cabañas», menciona parte del escrito, dedicado al compañero fiel de batallas de Morazán.

José Trinidad Reyes

El padre Reyes murió en la capital del país y su cuerpo descansa dentro de la iglesia San Miguel Arcángel, mejor conocida como la catedral.

De acuerdo con Zepeda, se desconoce si él decidió ser sepultado en Honduras, pero quizá fueron las circunstancias las que lo orillaron a morir en la misma tierra que lo vio nacer el 11 de junio de 1797.

Al padre Reyes, Honduras le debe muchos avances en educación, especialmente porque fue el fundador de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), que muchos desconocen lleva su nombre.

Para Zepeda, Reyes fue declarado prócer por su contribución en el desarrollo de la niñez y juventud, esa que también luchó y lucha por tener un país libre y digno, donde hayan más próceres que saquen adelante a esta Honduras.

.

LA VERDAD EN GOOGLE NOTICIAS

Comentarios
X